bizcocho de calabaza y especias thermomix

Receta de bizcocho de calabaza con especias muy jugoso

¿ Buscas una receta de bizcocho de calabaza y especias que quede muy jugoso, sea muy fácil de hacer y que además esté muy rico ? Estás de suerte, has encontrado la receta perfecta. Te hará triunfar.

Receta de bizcocho de calabaza fácil, esponjoso y muy rico.

Esta receta tan rica surgió cuando hace unas semanas nos regalaron un montón de calabaza. Como la familia ya estaba cansada de los purés de calabaza pensé hacer algo diferente y que gustara también a los más pequeños de la casa. Es la típica tarta americana que se toma en la fiesta de Halloween.

Es un bizcocho súper jugoso y con un toque especiado irresistible. La calabaza es el secreto que hace que el bizcocho salga tan jugoso y las especias le dan ese sabor tan especial. Además es una receta muy fácil de hacer con y sin thermomix. Te animo a que lo hagas, no te arrepentirás.

Bizcocho ideal para hacer en invierno y merendar con un café o un chocolate bien caliente.

A los que no os guste mucho la calabaza, no os preocupéis, ya que le aporta más jugosidad que sabor.

Aunque está muy rico tomarlo tal cual, sin añadir nada más, por su sabor ligeramente especiado, cuando hay en casa celebraciones, cumpleaños o cuando vienen amigos a casa a cenar suelo decorarlo con crema de queso, con un poco de nata montada o frosting para darle un toque más especial. Yo lo utilizo muchas veces como base para tartas ya que es un bizcocho muy esponjoso y original.

Perdonad por la fotografía, pero cuando quise hacer la foto mi familia ya se había comido casi todo el bizcocho, menos mal que quedaba un trozo :o).

 

bizcocho de calabaza y especias thermomix

Accesorios útiles: molde de horno alargado, tipo cake

INGREDIENTES PARA EL BIZCOCHO:

Para 6 raciones

  • 240 g de calabaza cocida o asada sin piel ni pepitas y bien escurrida
  • 180 gramos de harina de trigo (yo no uso la de repostería y queda muy bien)
  • ½ cucharadita de levadura química
  • ½ cucharadita de bicarbonato de sodio
  • 2 pellizcos de sal
  • ½ cucharadita de jengibre en polvo
  • ½ cucharadita de clavo molido (opcional)
  • 3 pellizcos de nuez moscada molida
  • 1 cucharadita de canela molida
  • piel de 1 naranja o ralladura de limón
  • 200 g de azúcar
  • 150 g de mantequilla o 125 aceite de oliva sabor suave o aceite de girasol
  • 90 g de azúcar moreno, azúcar integral de caña o panela
  • 3 huevos grandes o medianos

INGREDIENTES PARA EL FROSTING O COBERTURA (Opcional):

  • 250 ml. nata liquida para montar 35% MG.
  • 200 gr. de Queso Crema ( Tipo Philadelpia )
  • 120 gr. de Azúcar Glas

Preparación de la receta del bizcocho de calabaza fácil y esponjoso paso a paso:

La receta en sí es bastante fácil, pero es cierto que previamente tenemos que pelar la calabaza y asarla o cocerla, así que cuenta con ello.

1. Primero cocer o asar la calabaza

Lo primero de todo es cocer la calabaza o asarla en el horno cortada en trozos, también se puede hacer al microondas. A mí me gusta más cómo queda en el horno ya que se carameliza ligeramente y tiene un toque de sabor extra.

Cómo asar la calabaza al horno

Es mejor al horno para que la calabaza no coja tanto líquido, en tal caso te recomiendo que pongas papel de horno para no manchar.

No hace falta que la peles antes, ya que una vez asada se pela con mucha facilidad. Ponla en el horno durante 30 minutos más o menos a 200º. Ha de quedar blanda y has de tener cuidado para que no se queme ya que daría mal sabor al bizcocho. Si se te han quemado algunos trozos, retíralos antes de triturarla. Estará lista cuando al pinchara veas que el cuchillo entra con mucha facilidad.

Una vez lista aplástala con un tenedor para hacerla puré.

Si te sobra calabaza puedes congelarla y usarla para otro bizcocho.

2. Encender el horno

Si todavía no tenemos encendido el horno, ponerlo a 175º para hacer el bizcocho.

3. Mezclamos los ingredientes 

Pon en el vaso la harina, la levadura química, el bicarbonato, la sal y las especias y programe 10 segundos, velocidad 5. Retire y reserve.
Vierta en el vaso el azúcar y la piel de la naranja o limón rallado sin nada de parte blanca. Programe 15 segundos, velocidad 5-10. Retire y reserve.
Ponga en el vaso la mantequilla y programe 1 minuto, 100º, velocidad 2. Incorpore el azúcar moreno y el azúcar aromatizado con naranja o limón y programe 1 minuto, velocidad 3
Añada los huevos y la pulpa de calabaza cocida y escurrida y mezcle programando 30 segundos, velocidad 3.
Incorpore la mezcla seca de harina, levadura y especias (recomiendo tamizarla cuando la incorporamos para una jugosidad extra) y programe 5 segundos, velocidad 5. Termine de mezclar con la espátula.

Si te gustan las nueces o las pepitas de chocolate negro puedes añadirlos si te apetece, su sabor combina estupendamente con la calabaza.

4. Meter al horno

Vierta en un molde engrasado de mantequilla y enharinado y hornee a 175 grados durante 55 minutos. El tiempo exacto de horneado dependerá de la forma y tamaño del molde y de las características de tu horno. Con los moldes metálicos se cuece antes que en los de silicona. Para saber si está hecho el bizcocho clava un palillo en la parte central y, si sale limpio, es que está totalmente cocido.

Deje enfriar dentro del molde 15 minutos antes de desmoldarlo y dejarlo encima de una rejilla para que termine de enfriarse.

Sugerencia: si lo desea puede cubrirlo con un glaseado a su gusto.

Se puede prescindir de las especias si se prefiere, aunque le dan un toque muy bueno.

Preparación del frosting:

Si quieres hacer azucar glass en la themomix es extremadamente fácil, tan solo has de meter el azúcar en el vaso a velocidad 5-10 durante 20 segundos y listo. Ojo, el vaso , tapadera y cuchillas deben de estar muy limpios y muy secos. Veréis que la temperatura del Thermomix irá aumentando!!! no os asustéis, es normal.

Si quieres hacer más cantidad de azúcar glass para guardar, ten en cuenta que es mejor no poner mas de 350 gr de azúcar porque no se trituraría de manera uniforme.

Montamos la nata liquida y reservamos en el frigorífico. Recuerda que para montar la nata esta tiene que estar bien fría. Yo suelo meterla en el congelador unos minutos antes de montarla.

En otro recipiente mezclamos el queso crema con el azúcar glass hasta observar tenemos una crema homogénea y suave.

Por último añadimos la nata montada al queso crema y mezclamos con movimientos muy suaves para que no baje la nata y así conseguir un frosting con cuerpo.

Cuando el bizcocho esté temperatura ambiente, extendemos uniformemente la crema de queso sobre su superficie para decorarla y terminar nuestro delicioso bizcocho convertido en una exquisita tarta de cumpleaños.

Servir con café, té caliente, un chocolate caliente o un vaso de leche. ¡Perfecto para el desayuno o la merienda!

Probad a hacerla, merece la pena porque el resultado es espectacular.

Espero que os haya gustado esta deliciosa receta. No dudes en compartir con nosotros sugerencias o consultas.

0 comentarios

Dejar un comentario

Want to join the discussion?
Feel free to contribute!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *